4/5/09

MAPA DE LAS ESPECIES DE PLANTAS INVASORAS EN EUROPA

Porcentaje de especies invasoras presentes en los puntos de muestreo. Tomado de Chytry et al. 2009.


Este año 2009 un equipo internacional, apoyado con subvenciones de la Unión Europea y de proyectos de los organismos a los que pertenecen, presentaron los resultados de la valoración sobre el grado de invasión de plantas neófitas (invasoras antes del año 1.500) en el territorio de la Unión y regiones aledañas.

Usaron como indicadores el grado de extensión de las especies invasoras en más de 52.000 puntos de muestreo en 33 clases de hábitats distintos -extraídos de las creadas para el Corine Land Cover- y repartidos entre Cataluña, la República Checa y Gran Bretaña, como representantes de las diferentes regiones biogeográficas del continente. Los investigadores, observaron que los mayores índices de invasión se explicaban por el porcentaje de zonas dedicadas a la agricultura, suelo urbano y zonas industriales; y que las áreas con menor índice de invasión eran las correspondientes a los herbazales naturales o seminaturales, bosques, brezales, turberas y áreas de vegetación esclerófila.

Concluyen que los patrones de presencia de especies vegetales neófitas coinciden con los usos del suelo en Europa y que existe una relación positiva entre la densidad humana y el grado de invasión. Por otro lado, también afirman que la magnitud de la invasión se ajusta a lo esperado según las características bioclimáticas de las regiones estudiadas. Las zonas de Europa con menores índices de acupación fueron las regiones de climas húmedos y veranos fríos, cordilleras montañosas y altiplanos. En contraste con las regiones más cálidas y bajas, como el sureste de Gran Bretaña, norte de Francia, la Europa central al norte de los Alpes y las cuencas del Danubio y el Po, donde la presencia de plantas invasoras era más alta. Curiosamente, la cuenca mediterránea solo presenta altos índices de introgresión en las zonas costeras lo que, según los investigadores, podría explicarse por la larga historia de ocupación humana que ha sufrido el Mediterráneo; que habría hecho a los ecosistemas más resistentes a los cambios producidos por la presencia de especies foráneas.

Por último, los autores apuntan a que la metodología cuantitativa de los puntos de muestreo puede ser una buena herramienta para establecer modelizaciones futuras que predigan los cambios en la vegetación durante los próximos años.

Más en:

  • Chytry et al. 2009. European map of alien plant invasions based on quantitative assessment across hábitats. Diversity and Distribution 15(1): 98-107. [PDF]
  • InvasIBER. Especies exóticas invasoras de la Península Ibérica.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Bitacora Naturae no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los comentaristas del blog. Este es un lugar plural donde serán publicadas todas aquellas opiniones constructivas, que mantengan unos mínimos de respeto y se ajusten a la temática de los post. Cualquier comentario ofensivo, publicitario o fuera de lugar será eliminado directamente.