22/4/09

DÍA DE LA TIERRA

Superfice del mar Aral en 1973, 1987 y 2000. Fuente: NASA

En los últimos 30 años la superficie del Mar Aral se ha reducido en un 60%. La causa comenzó con el desvío de los ríos que alimentaban el mar interior para regar miles de hectareas de algodón y arroz en las repúblicas sovieticas que lo rodeaban. Los aportes de agua comenzaron a descender, pasando de 50 kilómetros cúbicos al año en 1965 a casi cero a principios de 1980. Esto provocó un cambio en las concetraciones de sal y minerales del agua que implicó a su vez importantes desequilibrios ecológicos. Las poblaciones de peces del lago cayeron en picado. Las capturas bajaron un 75% en 1975 y en 1980 la industria pesquera había desaparecido, afectando a las 60.000 personas que vivían de ella antes del desastre. La desecación también dejó al descubierto el lecho del lago salado favoreciendo su erosión por los fuertes vientos de la zona, contaminado el aire y deposistando miles de toneladas anuales de polvo salino sobre las tierras de cultivo. La situación es insostenible y continua en nuestros días.

Lo menos que podemos hacer es dedicar un día al año a nuestro planeta. Se lo merece por aguantarnos.

Más en:

4 comentarios:

  1. No tenemos perdón ninguno ,la de cosas que hacemos y la que no nos enteramos porque sucede en lugares lejanos y apenas se nos informa salvo que sepamos buscar a fondo.

    ResponderEliminar
  2. rosmarinus officinalis22 abr. 2009 17:54:00

    Más nos valía dedicarle todos los días a la Tierra y no solo uno y no tendriamos que preocuparnos de cambios climáticos, contaminación, ni otras cosas.

    ResponderEliminar
  3. Siempre queda la esperanza de saber que gente como Woodpecker aguarda por ella. ;)

    Cuidate!!

    ResponderEliminar
  4. Hola Woodpecker, es lamentable que casos tan dramáticos como el del Mar de Aral no hagan cambiar la mentalidad de la gente para frenar tanto desastre. Si somo capaces de cargarnos un mar interior....que seremos capaces de hacer con los pequeños humedales!!! El nivel de deterioro ambiental merece, por lo menos, la celebración del "Trimestre de la Tierra", con opción a que se prolongue en Semestre si no se consigue nada positivo. Estoy contigo en que la Tierra merece esta celebración....sólo espero que no sea rencorosa con nosotros. Un saludo!

    ResponderEliminar

Bitacora Naturae no se responsabiliza de las opiniones vertidas por los comentaristas del blog. Este es un lugar plural donde serán publicadas todas aquellas opiniones constructivas, que mantengan unos mínimos de respeto y se ajusten a la temática de los post. Cualquier comentario ofensivo, publicitario o fuera de lugar será eliminado directamente.